Perspectivas 2017: Año de la Verdad - Brasil 23/12/2016

  • Al cierre de 2016, estamos trabajando con el siguiente escenario, que consideramos podría darse en 2017:

    1. Los precios internacionales de los productos lácteos deben seguir en la recuperación durante el año. Las posibilidades aquí exceden el 80% de probabilidad para un ciclo de 3 años.

    2. Los precios internos pagados a los productores brasileños deben mantenerse por encima de los valores mínimos registrados ahora en diciembre / 2016. La posibilidad de un nuevo aumento acelerado, por factores internos, es remota.

    Es necesario que los productores brasileños tengan en cuenta que los precios actuales pagados en otros países siguen sin ser satisfactorios aquí. Esto debería dar lugar a un alerta!

    ¿Cuál es el escenario de planificación para el 2017: US$ 0.30 / litro para los pequeños productores y US$ 0.45 para los de gran tamaño (si el USD esta entre R$ 3,20-3,50). No podemos contar con los valores más altos, ya que éstos son internacionalmente altos.

    Quién no se beneficia con estos precios, le recomendamos que revise su negocio, solicite la asistencia de expertos o cambie de actividad, antes de que sea demasiado tarde.

    3. Veremos algunas industrias quebrar en 2017. Mientras que muchos han tenido buenos márgenes en 2016, y llegaran a recuperar las pérdidas de ejercicios anteriores. La mayoría de las industrias, por regla general, no están dispuestos a pagar precios más altos por encima de las ventas, como ocurrió este año.

    Si hay un comienzo tal, muchos tendrán que aceptar una fuerte pérdida de productores. Es decir, en 2017, las empresas con reserva de capital circulante y la deuda controlada para el flujo de efectivo del nuevo ejercicio, estarán en una fuerte ventaja competitiva.

    4. A pesar de que la cadena se está intensificando la presión para el volumen mínimo que deben recoger, parece que 2017 será un año difícil para los que han hecho compromisos que dependen de los altos precios, independientemente de la escala.

    5. crece gradualmente la proporción (aún pequeña) de productores con un sistema eficaz y plenamente compatible con la volatilidad de los precios que hemos visto. Veremos muchos casos, porque los márgenes fueron altos incluso en la segunda mitad de 2016. 2017 será el año de estos productores.

    6. Los precios del petróleo y el dólar son un gran interrogante, con una fuerte influencia en los costos de producción. Creemos que el crudo debe rondar entre 50-65 US$ / barril (puede alcanzar brevemente US$ 80) y el dólar de nuevo alrededor de R$ 3,20, aunque puede aumentar en el corto plazo. Estos son dos de previsión muy difícil de hacer, pero tenemos que trabajar con un cierto valor.

     Si se confirma, aunque con el atractivo del dólar, no hay que tener una gran afluencia de importaciones de productos lácteos por tendencia al alza de los precios internacionales en dólares. Recordamos que Brasil necesita con urgencia de intensificar sus esfuerzos para consolidar los canales de exportación (seguir jugando en este sector).

    Estos nuevos precios del petróleo subieron los precios de los fertilizantes, aunque mitigado por el tipo de cambio. Hay una tendencia de volver a ganar peso en los costos en 2017.

    7. El entorno político interno sigue siendo inestable, aunque mejorando. Brasil está dejando de depender de nombres. Hay una alta determinación nacional para poner fin a la corrupción y depurar el gobierno y el parlamento.

    Por todos estos factores, creemos que en el año 2017, "quien estaba tomando el baño desnudo, se descubrió," tanto a los productores e industrias. Es el año de la verdad. Los productores que piensan que el mercado les debe un precio Y debido a que su costo es X comienzan a ceder el paso a los que entienden que el precio es el mercado y que sin la productividad y la eficiencia no hay un precio a pagar.

    Desde el lado de la industria, los que continúan con la antigua práctica de abandonar los principios cuando la materia prima falta, y queman dinero sin un programa de desarrollo y apoyo a sus productores, para ampliar la zona de captación sin intensificar, en medio de la corriente lo termina llevando.

    traducido y adaptado del Newsletter MilkPoint – Wagner Beskow, myPoint Pro