Reporte del Milk Market Observatory 26/01/2017

  • La recolección de la leche en la UE aumentó un 0,7% en los primeros 11 meses de 2016. Las entregas de leche fueron un 3,7% inferiores en noviembre 2016, el sexto mes consecutivo con una reducción. Se han producido reducciones significativas en los principales productores como el Reino Unido, Francia o Alemania aunque en algunos otros el declive no es tan pronunciado.

    Los precios medios de la leche en las explotaciones agrícolas aumentaron un 6,2%. Noviembre a  31,8 centavos de euro por litro. Sobre la base de estimaciones, en diciembre se habría producido un aumento de + del 25% desde julio.

    Las ventas a través de la intervención pública fueron rechazadas en la segunda y tercera oferta  por precios considerados demasiado bajos.

    La evaluación de los niveles de stock de la UE basados ​​en un enfoque (producción + importaciones - consumo - exportaciones), revela existencias privadas normales.

    La producción estadounidense continúa expandiéndose constantemente. Los precios han condicionado la producción de leche en Oceanía. Se espera que la temporada esté muy por debajo de la anterior. La producción de leche en Estados Unidos aumentó un 2,6% en noviembre. El pronóstico del USDA para 2016 es + 1.9%.

    Las exportaciones mundiales han aumentado a lo largo de 2016, aunque se ha observado una pequeña desaceleración en octubre. La demanda de leche en polvo ha sufrido debido a la pérdida de poder adquisitivo en los países productores de petróleo

    China sigue en pie como el principal importador de productos lácteos del mundo y principal destino de las exportaciones (especialmente de valor agregado). Una producción de leche en declive en 2016 y 2017 y el estímulo público para aumentar el consumo podría sostener las importaciones chinas.

    Brasil, las importaciones aumentaron en 2016, originadas principalmente en el MERCOSUR.

    Con respecto a las ventas al por menor de la UE, la percepción del consumidor de la leche como un producto sano sigue en peligro. Sin embargo, los consumidores tienden a privilegiar el nicho premium de productos lácteos (orgánicos, leche de pasto, sin lactosa).

    En Holanda por los niveles de fosfatos, se prevé llevar el número de ganado lechero a los niveles de julio de 2015, unas 190.000 vacas lecheras podrían tener que ser descartadas en 2017, lo que conduce a una disminución del 5% en la producción de leche.

    La Comisión presentó las primeras estimaciones para el balance de productos lácteos en 2017. El aumento de sacrificios puede traducirse en un rebaño lechero reducido en 2016 y 2017. Las entregas en la UE se espera que se mantengan por debajo de primera mitad de 2017 pero podría rebotar en la segunda mitad, lo que conduce a un pequeño aumento anual del 0,5%.

    Las incertidumbres siguen siendo altas en esta etapa del año (evolución de los precios, condiciones climáticas, etc...).

    La reducción de la oferta global junto con una demanda elástica está impulsando el mercado mundial hacia un nuevo equilibrio. Los niveles de precios de la UE están por encima de los promedios a largo plazo (excepto para la leche en polvo descremada), pero siguen siendo competitivos en el mercado mundial. La evolución política crea una mayor incertidumbre.

    traducido y resumido por el OCLA en base a publicación del MMO - 25/01/17